Estatal

Baja California seguirá en “alerta roja” una vez que concluya la Jornada Nacional de Sana Distancia e inicie la llamada “Nueva Normalidad”, el 1 de junio próximo, por lo cual exhortó a la población en general a no claudicar en las medidas restrictivas y preventivas en esta Emergencia Sanitaria por COVID-19 en la región.

En un acto inédito, el gobernador del Estado, Jaime Bonilla Valdez, y la secretaria de Honestidad y la Función Pública, Vicenta Espinosa Martínez, revelaron los avances en auditorías efectuadas a personajes “exitosos” y grandes empresas -incluyendo trasnacionales que operan en las bolsas de valores”- ligadas al millonario "robo de agua", equiparable al delito de “robo a la nación” por ser elemento de vida.

Para el eventual regreso a clases en Baja California, el Gobierno del Estado será respetuoso de lo que indique el semáforo por regiones, que marca la pauta para la incorporación gradual de las actividades como parte de la "Nueva Normalidad".

El Gobierno del Estado tiene un plan en marcha para reactivar la economía frente a la crisis del coronavirus, atendiendo a familias, al empleo y a micro, pequeñas y medianas empresas, destacó el Secretario de Economía Sustentable y Turismo (SEST), Mario Escobedo Carignan.

Luego de que el fin de semana se reportaran restaurantes abiertos al público y abarrotados en el Valle de Guadalupe, en Ensenada, y en La Rumorosa, en Tecate, la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac) consideró esto como una falta de responsabilidad, en medio de la pandemia.

Luego de que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) invalidara la denominada "Ley Bonilla", que buscaba ampliar el periodo de gobierno del Ing. Jaime Bonilla, de 2 a 5 años, el presidente de la Fedabo, Lic. José Luis Molina Magaña dijo que en este caso prevaleció el estado de derecho.

El gobernador Jaime Bonilla Valdez, expresó –en respuesta a cuestionamientos de ciudadanos en redes sociales- que el cierre de la frontera como una medida restrictiva para inhibir la propagación de casos por COVID-19, no es facultad del titular del Poder Ejecutivo de Baja California.

Los organismos empresariales que integran los Consejos Coordinadores Empresariales de los cinco municipios de Baja California, reconocemos la importancia de que todos los negocios estén en la formalidad y contribuyan al gasto público; así como reconocemos la necesidad de mantener un presupuesto acorde a las necesidades del estado. Sin embargo, rechazamos la poca sensibilidad mostrada en medio de la crisis de salud y económica que vive nuestro estado y el país entero.

Actualmente, debido a la pandemia del COVID-19, es necesario que los esfuerzos de los gobiernos y legisladores sean encaminados a la reactivación económica y protección de la economía de las familias que puedan verse afectadas.

El crear o aumentar impuestos ante una crisis económica, resulta una medida contraproducente, debido a que no hay incentivos para el cumplimiento y se termina afectando a la economía de los consumidores locales, logrando que la crisis se agrave y sume más efectos negativos.

Las medidas gubernamentales para combatir la situación actual deberían estar enfocadas en incentivos fiscales que beneficien a la economía social y de las empresas y no solo a las finanzas públicas del estado.

Hacemos un llamado puntual y enérgico al Congreso del Estado para que realice un ajuste de todas y cada una de las partidas para 2020 que no podrán ser utilizadas en su totalidad a causa de la contingencia. Lo correcto y necesario es que el excedente por conceptos como pago de energía eléctrica, organización de eventos y rentas que tienen presupuestados

Gobierno del Estado, los partidos políticos y órganos desconcentrados, se canalice al sector salud y equipamiento de prevención, tanto de médicos como de las fuerzas policiacas.

Asimismo, es imprescindible que el recurso que se tiene etiquetado para gastos de gestión social del Congreso del Estado sea transferido al sector salud de manera inmediata.

Es momento de ver un gobierno cercano con toda la ciudadanía, reaccionando para fortalecer a los más vulnerables, pero también cuidando a quienes le ayudarán a salir adelante de la crisis, a las empresas formalmente establecidas y sus trabajadores.

En forma categórica, el mandatario estatal, Jaime Bonilla Valdez, descartó tener que llegar a decretar “medidas coercitivas” como un “toque de queda” para enfrentar la etapa crítica de la Pandemia por COVID-19 que en Baja California inicia este lunes.

A partir de este lunes 27 de abril, el estado de Baja California “entra” a la “etapa crítica” de dos semanas en las que está pronosticado llegar a la cima de la curva máxima de contagios (“sospechosos” y “confirmados”), de acuerdo a cálculos matemáticos de los reportes diarios, estadísticas nacionales y experiencias mundiales.

En su edición 2020, el Times Higher Education (THE) University Impact Rankings, ubica a la Universidad Autónoma de Baja California (UABC) en la posición 400-600 a nivel mundial y en la posición número tres entre las universidades públicas estatales de México, solo debajo de la Universidad de Guadalajara y la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo.

Luego de que se diera a conocer que diputados locales buscan implementar un impuesto a las entregas de alimentos a domicilio, la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), expresó su rotundo rechazo a esta medida que va en contrasentido de lo que espera el sector productivo.

Página 1 de 86

Mas noticias B.C.

Somos un equipo de profesionales de los medios, Nuestro objetivo es informar de manera objetiva, veraz y oportuna a nuestros lectores. Aqui encontrarás las noticias de la región mas sobresalientes. El sentido crítico y riguroso de nuestros colaboradores es un compromiso que mantenemos con nuestra profesión